miércoles, 6 de julio de 2011

Gran riqueza, grave responsabilidad y profunda conciencia

“Sois una gran riqueza de espiritualidad y de iniciativas apostólicas en el seno de la Iglesia. De vosotros depende en buena parte la suerte de la Iglesia.

Esto os impone una grave responsabilidad y exige una profunda conciencia de la grandeza de la vocación recibida y de la necesidad de adecuarse cada vez más a ella. Se trata, en efecto, de seguir a Cristo y, respondiendo afirmativamente a la llamada recibida, servir gozosamente a la Iglesia en santidad de vida.”
VIAJE APOSTÓLICO A ESPAÑA
(del Encuentro del Beato Juan Pablo II con los religiosos y los miembros de los Institutos Seculares Masculinos - Madrid, martes 2 de noviembre de 1982)

No hay comentarios:

Publicar un comentario